Legislación especial de la Comunidad catalana en custodia compartida

El Código Civil de Catalunya actualmente vigente estima que la coparentalidad y las responsabilidades parentales compartidas reflejan materialmente el interés del hijo por continuar manteniendo una relación estable con los dos progenitores.

Fomenta así la igualdad de derechos y deberes entre los progenitores, elimina las dinámicas de ganadores y perdedores, y favorece la colaboración en los aspectos afectivos, educativos y económicos, sin perjuicio de que la autoridad judicial deba decidir de acuerdo con las circunstancias concretas del supuesto examinado y siempre primando el interés del menor.

Asimismo, la jurisprudencia ha enumerado repetidamente las ventajas que se pueden atribuir al régimen de custodia compartida, puesto que no cabe duda que la guarda conjunta por ambos progenitores resulta más conveniente para la evolución y desarrollo del menor en tanto evita la aparición de los “conflictos de lealtades” de dichos menores con sus padres. Asimismo, favorece la comunicación de éstos entre sí, estimándose que el reparto equilibrado de las cargas derivadas de la relación paterno-filial resulta algo consustancial y natural, y favorece la implantación en los hijos de la idea de igualdad de sexos.

¿Significa ello que la guarda compartida es el sistema preferente establecido por el Código Civil de Catalunya?
La respuesta debe ser negativa. El legislador catalán considera que la custodia compartida es el sistema preferido, pero no debe ser considerado como sistema preferente. Lo decisivo es la supremacía del interés del menor como parámetro esencial para la determinación de los regímenes de guarda, conforme dispone el artículo 211- 6. 1 del Codi Civil de Catalunya.

Hoy en día, la mayoría de las guardas compartidas se están estableciendo por semanas alternas o dividiendo por mitad la semana, siendo excepcionales las quincenales o mensuales.

Es importante saber que a custodia compartida no exime del pago de la pensión alimenticia.

En relación al pago de la pensión de alimentos todavía existe confusión entre los progenitores que solicitan la custodia compartida de sus hijos, porque muchos de ellos creen que, al tenerla, no procede que ninguno de ellos abone pensión alimenticia. Sin embargo no es así ya que, cuando existe desigualdad económica entre los progenitores, el que tiene más recursos económicos, deberá contribuir más al mantenimiento de sus hijos, y eso, a menudo, se traduce en la obligación de abonar una pensión alimenticia.

CODINA & RUTLLANT · ABOGADOS
Dirección:  C/ Mandri 38, 3º 1ª08022 Barcelona (Barcelona) · España, Movil: 674 157 739Email: info@cradvocats.com

Safe Creative #1702070261761

AVISO LEGAL · LSSI · POLÍTICA DE COOKIES · POLÍTICA DE PRIVACIDAD


Este sitio emplea cookies como ayuda para prestar servicios. Al utilizar este sitio, estás aceptando el uso de cookies. OK Más información